Suscríbete

Nuestro Blog

18 de septiembre Por malcolm comentario

¿Por qué fallan las empresas en su proceso de transformación digital?

La transformación digital se puede considerar como una iniciativa estratégica para todos los negocios, hace dos años solo el 19% ya estaban dominando esta evolución, mientras que el 47% recién empezaban a tomarlo en cuenta. Entendemos que es básicamente incluir herramientas digitales dentro de nuestros procesos comunes, pero no solo eso, sino que también a partir de ello aprovechar para innovar y seguir creciendo.

A continuación vamos a enumerar los posibles errores que se cometen al intentar activar la transformación digital en nuestras empresas:

1. Ignorar el significado exacto de transformación digital:

Debemos saber qué es y cómo hacerla, no tener una estrategia eficiente es una barrera grande para poder empezar el proceso. Además de lo que ya hemos visto en artículos anteriores, tenemos que salir de nuestra zona de confort lo que resulta complicado para muchos profesionales ya que han construido un lugar con lo que ellos aprendieron y de pronto ingresar nuevas tecnologías y formas distintas de trabajo, puede ser frustrante.

Esto se considera una de las mayores dificultades, la resistencia al cambio, por esa razón es que debemos capacitar al personal de tal manera que comprenda la importancia de realizar este proceso para la empresa y los resultados futuros.

2. Pensar que será rápido o hacerlo muy lento:

Si bien es cierto debemos tomar la decisión rápidamente, es decir lo más pronto posible; el proceso puede ser lento refiriéndonos a que hay que introducir poco a poco los procesos para que no sea tan violento el cambio, para llevar la transformación digital a niveles altos tanto como crear una revolución nos demandará andar con calma y cautela, observando cada paso detenidamente para que funcionen de manera óptima.

Por otro lado tampoco nos vamos a dormir en los laureles, la información se renueva cada día y la tecnología avanza minuto a minuto; debemos incentivar a los involucrados a informarse mucho.

En conclusión, actuar rápido pero entender que los resultados no los veremos en dos meses.

3. Creer que el coste es alto:

En ocasiones las transformación digital se empieza con mucha fuerza, pero está disminuye cuando vemos que lo invertido no está logrando un retorno exitoso e inmediato; y no será a corto plazo seguramente ya que los mejores resultados vienen de buenas inversiones  y paciencia; por lo que debemos direccionar un presupuesto antes de iniciar y verificar si se puede realizar esta evolución.

El problema surge cuando no estamos dispuestos a arriesgarnos, puede que en la actualidad lo veamos como un coste muy alto, pero si nuestra competencia directa lo hace y nosotros no, las pérdidas pueden ser millonarias; así que tendríamos que buscar herramientas que no sean tan costosas, el secreto está en hacer una buena estrategia.

4. Pensar que la tecnología hará todo:

La transformación digital no es solo un proceso tecnológico, esta claro que este afecta a todas las áreas de la empresa porque sabemos que las herramientas digitales estarán presentes pero nuestros recursos humanos son los encargados de encaminar el proyecto usándolas de manera efectiva, en próximos artículos desarrollaremos mejor este tema.

5. Elegir a la persona equivocada para liderar:

Normalmente la empresas eligen a un trabajador antiguo para que se encargue de la transformación digital; si corren con suerte y esta persona tiene la preparación adecuada será un éxito la evolución, pero por lo general se lo encargan a alguien que no está capacitado.

Esto no quiere decir que tendremos que buscar a un especialista (aunque no  sería mala idea) pero si vamos a optar por un personal interno debemos darle los medios para que esté totalmente formado y apto para el puesto, además de contar con lo más importante: La capacidad para cambiar y adaptarse a las nuevas formas.

De igual manera hay que considerar la idea de incluir en nuestro proceso a profesionales en el tema.

 

No estamos libres de cometer errores en este difícil camino, lo importante es recordar que los beneficios y resultados serán colosales.